Soporte
S.S. P√≠o XII, Discurso del Santo Padre al concluir el Simposio organizado por la ¬ęPave the Way Foundation¬Ľ
Incrementar tama√Īo de fuente Disminuir tama√Īo de fuente
Compartir

Discurso del Santo Padre Benedicto XVI al concluir el Simposio organizado por la ¬ęPave the Way Foundation¬Ľ

Estimado Sr Krupp,
Damas y caballeros,

Estoy muy contento de reunirme con ustedes al finalizar el importante simposio organizado por la Pave the Way Foundation. S√© que muchos eminentes expertos han participado en esta reflexi√≥n sobre los numerosos trabajos de mi querido predecesor ‚ÄĒel Siervo de Dios Papa P√≠o XII‚ÄĒ realizados durante el dif√≠cil periodo en tiempos de la Segunda Guerra Mundial. Doy una c√°lida bienvenida a cada uno de ustedes, especialmente al Sr. Gary Krupp, Presidente de la Fundaci√≥n, a quien agradezco las amables palabras pronunciadas en nombre de los presentes. Le estoy agradecido por informarme acerca de los trabajos realizados durante el simposio. Han analizado imparcialmente los hechos de la historia, preocupados solamente por la b√ļsqueda de la verdad. Quiero saludar tambi√©n a quienes los acompa√Īan en esta visita, as√≠ como a los miembros de sus familias y seres queridos en casa.

El centro de su estudio ha sido la persona y el incansable trabajo pastoral y humanitario de P√≠o XII, Pastor Ang√©lico. Cincuenta a√Īos han paso desde su p√≠a muerte aqu√≠ en Castelgandolfo por la ma√Īana del 9 de octubre de 1958, despu√©s de una debilitante enfermedad. Este aniversario nos da una importante oportunidad para profundizar nuestro conocimiento sobre √©l, para meditar en su rica ense√Īanza y para analizar exhaustivamente sus actividades. Mucho se ha escrito y dicho sobre √©l durante estas √ļltimas cinco d√©cadas y no todas las facetas genuinas de su diversa actividad pastoral han sido examinadas en una justa luz. El objetivo de vuestro simposio ha sido precisamente atender algunas de estas deficiencias, conduciendo un cuidadoso y documentado examen sobre muchas de sus intervenciones, especialmente aquellas en favor de los jud√≠os, quienes en aquellos d√≠as fueron perseguidos en toda Europa, de acuerdo al plan criminal de aquellos que quer√≠an eliminarlos de la faz de la tierra. Cuando uno se acerca sin prejuicios ideol√≥gicos a la noble figura de este Papa, adem√°s de quedar impresionado por su elevado nivel humano y espiritual, es conquistado por su vida ejemplar y por la extraordinaria riqueza de sus ense√Īanzas. Se aprecia la sabidur√≠a humana y la intensidad pastoral que le guiaron en sus largos a√Īos de ministerio y, de manera particular, en la organizaci√≥n de asistencia al pueblo jud√≠o.

Gracias al amplio material de documentaci√≥n que hab√©is recogido, apoyado por muchos y autorizados testimonios, vuestro simposio ofrece a la opini√≥n p√ļblica la posibilidad de conocer con mayor plenitud lo que P√≠o XII realiz√≥ a favor de los jud√≠os perseguidos por los reg√≠menes nazi y fascista. Entonces uno comprende que, ah√≠ donde le fue posible, no ahorr√≥ esfuerzos en sus intervenciones a favor de los jud√≠os, interviniendo directamente o a trav√©s de instrucciones dadas a personas e instituciones de la Iglesia Cat√≥lica. En las sesiones de vuestro congreso se han destacado muchas de las intervenciones que realiz√≥ de manera secreta y silenciosa, precisamente porque, al tener en cuenta las situaciones concretas de ese dif√≠cil momento hist√≥rico, s√≥lo de esa manera era posible evitar lo peor y salvar al mayor n√ļmero posible de jud√≠os. Esta dedicaci√≥n valerosa y paternal fue reconocida y apreciada durante y despu√©s del terrible conflicto mundial por comunidades y personalidades jud√≠as que expresaron su gratitud por lo que el Papa hab√≠a hecho por ellos. Basta recordar el encuentro que mantuvo P√≠o XII el 29 de noviembre de 1945, con los 80 delegados de los campos de concentraci√≥n alemanes, quienes en una audiencia especial que les concedi√≥ en el Vaticano, agradecerle personalmente la generosidad que les demostr√≥ el Papa durante el terrible per√≠odo de la persecuci√≥n nazi-fascista.

Queridos damas y caballeros, les agradezco su visita y el trabajo de investigaci√≥n que est√°is realizando. Gracias tambi√©n a la Pave the Way Foundation por la constante acci√≥n que desarrolla para favorecer las relaciones de di√°logo entre las diferentes religiones de manera que ofrezcan un testimonio de paz, de caridad y de reconciliaci√≥n. Deseo vivamente que este a√Īo, que recuerda el quincuag√©simo aniversario de la muerte de mi venerado predecesor, ofrezca la oportunidad de promover estudios m√°s profundos sobre los diferentes aspectos de su persona y actividad para llegar a conocer juntos la verdad hist√≥rica, superando de este modo los prejuicios que a√ļn quedan. Con estos sentimientos invoco sobre vuestras personas y sobre la labor de vuestro simposio la bendici√≥n de Dios.

Consultas

© Copyright 2013. BIBLIOTECA ELECTR√ďNICA CRISTIANA -BEC- VE MULTIMEDIOS‚ĄĘ. La versi√≥n electr√≥nica de este documento ha sido realizada por VE MULTIMEDIOS - VIDA Y ESPIRITUALIDAD. Todos los derechos reservados. La -BEC- est√° protegida por las leyes de derechos de autor nacionales e internacionales que prescriben par√°metros para su uso. Hecho el dep√≥sito legal.


Dise√Īo web :: Hosting Cat√≥lico