Soporte
S.S. Benedicto XVI, Carta del Santo Padre con motivo del d铆a de la Santa Sede en la Exposici贸n Internacional de Zaragoza
Incrementar tama帽o de fuente Disminuir tama帽o de fuente
Compartir

Carta del Santo Padre con motivo del d铆a de la Santa Sede en la Exposici贸n Internacional de Zaragoza

Al Se帽or Cardenal
Renato Raffaele Martino,
Representante de la Santa Sede para el d铆a de la Santa Sede
en la Exposici贸n internacional de Zaragoza

Me es grato enviar un mensaje de fe y esperanza a cuantos visitan en estos d铆as la Expo Zaragoza 2008, dedicada a los complejos temas relacionados con el valor que tiene el agua para la vida del hombre y el mantenimiento del equilibrio entre los diversos elementos de nuestro mundo. La Santa Sede ha querido estar convenientemente presente en la Expo con un stand, preparado juntamente con la Archidi贸cesis de Zaragoza, a la cual agradezco su generoso compromiso para promover adecuadas iniciativas culturales que acerquen al visitante al inconmensurable patrimonio de espiritualidad, arte y sabidur铆a social que se inspira en el agua y que han sido custodiados por la Iglesia cat贸lica.

Hemos de tomar conciencia de que, lamentablemente, el agua 鈥揵ien esencial e indispensable que el Se帽or ha dado al hombre para mantener y desarrollar la vida鈥� es considerada hoy, a causa del acoso y la presi贸n de m煤ltiples factores sociales y econ贸micos, como un bien que debe ser especialmente protegido mediante claras pol铆ticas nacionales e internacionales, y utilizado seg煤n criterios sensatos de solidaridad y responsabilidad. El uso del agua 鈥搎ue es valorado como un derecho universal e inalienable鈥� est谩 relacionado con las necesidades crecientes y perentorias de las personas que viven en la indigencia, teniendo en cuenta que 芦el acceso limitado al agua potable repercute sobre el bienestar de un n煤mero enorme de personas y es con frecuencia causa de enfermedades, sufrimientos, conflictos, pobreza e incluso de muerte禄 (Consejo Pontificio 鈥淛usticia y Paz鈥�, Compendio de la doctrina social de la Iglesia, n. 484). Respecto al derecho al agua se debe subrayar tambi茅n que se trata de un derecho que tiene su fundamento en la dignidad de la persona humana; desde esta perspectiva se han de examinar atentamente las posturas de aquellos que consideran y tratan el agua 煤nicamente como un bien econ贸mico. Su uso debe ser racional y solidario, fruto de una equilibrada sinergia entre el sector p煤blico y privado.

El que hoy en d铆a se considere el agua un bien predominantemente material, no debe hacer olvidar los significados religiosos que la humanidad creyente, y sobre todo el cristianismo, ha desarrollado a partir de ella, d谩ndole un gran valor como un precioso bien inmaterial, que enriquece siempre la vida del hombre en esta tierra. 驴C贸mo no recordar en esta circunstancia el sugestivo mensaje que nos llega de las Sagradas Escrituras, tratando el agua como s铆mbolo de purificaci贸n (cf. Sal 50,4; Jn 13,8) y de vida (cf. Jn 3,5; Ga 3,27)? La plena recuperaci贸n de esta dimensi贸n espiritual es garant铆a y presupuesto para un adecuado planteamiento de los problemas 茅ticos, pol铆ticos y econ贸micos que afectan a la compleja gesti贸n del agua por parte de tantos sujetos interesados, tanto en el 谩mbito nacional como internacional.

Con los mejores deseos de que la Expo de Zaragoza suscite en todos los que la visiten apropiadas reflexiones y favorezca en las autoridades competentes las decisiones oportunas en favor de un bien tan esencial para la vida del ser humano sobre la tierra, env铆o a todos, como prenda de abundantes dones celestiales, la Bendici贸n Apost贸lica.

Vaticano, 10 de julio de 2008

Consultas

© Copyright 2013. BIBLIOTECA ELECTR脫NICA CRISTIANA -BEC- VE MULTIMEDIOS鈩�. La versi贸n electr贸nica de este documento ha sido realizada por VE MULTIMEDIOS - VIDA Y ESPIRITUALIDAD. Todos los derechos reservados. La -BEC- est谩 protegida por las leyes de derechos de autor nacionales e internacionales que prescriben par谩metros para su uso. Hecho el dep贸sito legal.


Dise帽o web :: Hosting Cat贸lico